Tu espacio

>>  sábado, 6 de junio de 2009



Queridos internautas:

Abrí este blog para oiros (leeros) y ser oída (leída). He sido leída, el contador de visitas lo corrobora, pero, leeros, os he leído poco.

Así que hoy, esta entrada, es un espacio abierto a ti.

A ti seas como seas. Me interesas.

Quiero saber qué te gusta. De qué quieres hablar. Qué no te gusta. Y qué te deja totalmente indiferente.

Sería interesante que este fuera un espacio abierto a todos. Lo pensé así. Me gustaría que me ayudaras a hacerlo.

Querido fantasma, en tus manos está.

Besos.

11 comentarios :

Diamonique 7 de junio de 2009, 19:26  

Me gusta leerte y me he enganchado a hacerlo a diario.

Son varias las razones por las que me gusta leerte y supongo que como en toda relación que empieza poco a poco las irás conociendo.

No dejes de escribir :)
Besos

Candela 7 de junio de 2009, 20:06  
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Candela 7 de junio de 2009, 20:07  

Me hace feliz lo que me dices, Diamonique.

Me encantará que poco a poco, como propones, vayamos conociendo nuestras respectivas razones.

Por cierto,compartimos la pasión por el maestro Benedetti.

Te regalo un Haiku suyo:

"Es casi ley,
los amores eternos
son los más breves".

Genial, como el.

Besos, preciosa.

bodydulce 8 de junio de 2009, 9:23  

Coincido con Diamonique, te leo a diario y lo que veo me gusta, así que...¿para que cambiar?

Bueno, lo que el devenir traiga.

Besos.

Candela 8 de junio de 2009, 18:59  

Gracias dulce.

Por cierto, me tienes un tanto preocupada, hace ya una semana que no actualizas. También a mí me gusta leerte.

Quería hacer llegar que, bueno, si alguien quiere proponer tema, o cualquier cosa, que se sienta en la libertad de hacerlo. De hecho, alguna de las entradas responde a una petición de alguna amiga.

Pues eso, que este es vuestro espacio.

Besos.

Alex 9 de junio de 2009, 18:47  

Ese día no llegó

Nos mirábamos, siempre nos mirábamos. Daba la sensación de que ése iba a ser el momento decisivo, pero nunca sucedía nada nuevo. Como mucho una sonrisa, y otro posponer:

- Mañana tal vez será.

Timidez, miedo, ridículo exagerado… No sé… ¡Cuántos pasos maravillosos nos ahorramos! Y esa tacañería empobrecía nuestras vidas:

- ¿Y si no siente lo que yo? ¿Quizás sus ojos no dicen lo que escucho?

Era preferible no errar, contener ese impulso insoportable. No, no lo era. ¡Cómo duele el corazón al dejar pasar de largo el amor!, quizás el único amor. Después de todo ¿Qué teníamos que perder? ¿Un momento embarazoso, un malentendido…? Desilusión, sí, seguramente un duro golpe contra un muro.

Y ahora:

- ¿Dónde estás?

Ya no hay paso que andar, ni posibilidad de errar.

Cum Animus Molestandi
http://personales.ya.com/evoluciona

Candela 9 de junio de 2009, 21:23  

Alex, bienvenido.

Muchas gracias por tu regalo. Creo que todos, en algún momento, nos hemos sentido como el protagonista de tu historia, es muy fácil sentirla nuestra.

Estás en tu casa.

Besos.

claudiamontver 24 de junio de 2009, 17:11  

Bueno yo te he conocido hoy, como ya he escrito por ahí. Me llamo Claudia, tengo 23 años y también un blog desde hace casi 3 meses.
He tenido una vida que no me gustaba demasiado, y decidí cambiarla (estoy en ello).

Me ha gustado leerte, a partir de ahora... te sigo.

Candela 24 de junio de 2009, 17:20  

Hola Claudia.

Tenemos el blog desde hace el mismo tiempo :-)

Me encantará que te pases por aquí.

Si te hago sonreir, genial. Y si te puedo arrojar alguna luz sobre ese cambio que deseas hacer en tu vida, me sentiré muy halagada.

Besos, guapa.

Y, de nuevo, bienvenida.

claudiamontver 24 de junio de 2009, 17:37  

He pasado por momentos de confusión, pero bueno, ahora he dado el paso de tomar las riendas de mi vida y ver que sucede.

Muchas gracias ;)

Publicar un comentario

Mi mejor regalo, tus palabras.

Related Posts with Thumbnails

  © Blogger template Simple n' Sweet by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP