Mi tiempo

>>  domingo, 21 de junio de 2009



A veces, me parece estar oyendo los segundos, dentro de mí.

Otras veces, caprichosos, siguen la cadencia de mis pensamientos, que es bastante insensata, y terminan construyendo una pequeña torre de babel, que ni siquiera aguanta la palabra minuto.

Otras, se cuelan entre mis palabras, o quizás entre las tuyas, y es en estos momentos cuando se los lleva el viento, para devolverlos convertidos en algo que no reconozco, hace ya tanto que salieron de mí.

Me quedo mirando fíjamente el reloj, porque quiero capturar el instante en que se hacen humo delante de mis ojos, y yo siento que se pierden, o que me pierdo yo, dejando un vacío que no existía, antes de existir ellos.

Y cada vez se van más, y cada vez más lejos, y cada vez los busco, y me miran, perplejos, o quizás, sólo soy yo la que no lo entiendo, que nacieron para mí y murieron para ellos.

.

Querido fantasma, hoy, una blogger, me hizo revivir algo que no me gustó. Esta es mi forma de conjurar al tiempo.

Besos.

4 comentarios :

Diamonique ,  21 de junio de 2009, 19:48  

Siento que hayas tenido que revivir malos recuerdos. El paso del tiempo siempre ayuda a aliviar los recuerdos de eso que nos hizo sufrir pero nunca consiguen que lo olvidemos del todo.

Disfruta de cada uno de esos minutos y no dejes que te los estropee nadie.

Besos preciosa

Candela 21 de junio de 2009, 22:34  

Gracias, preciosa.

Un beso.

Big Boss ,  22 de junio de 2009, 17:15  

Reconozco con mi escasa sensibilidad que es muy poético lo que has escrito.

Sobre la fuga del tiempo quizá pueda interesarte la siguiente cita que yo personalmente encuentro muy interesante:

"La rendición se vuelve mucho más fácil cuando te das cuenta de la naturaleza efímera de todas las experiencias y que el mundo no puede darte nada de valor duradero. Entonces sigues conociendo gente sigues teniendo experiencias y participando en actividades pero sin los deseos y miedos del ego. Es decir, ya no exiges que una situación, persona, lugar o suceso te satisfaga o te haga feliz. Dejas ser a su naturaleza pasajera e imperfecta.

Y el milagro es que, cuando dejas de exigirle lo imposible, cada situación, persona, lugar o suceso se vuelve no solo satisfactorio, sino también más armonioso, más pacífico."

Candela 23 de junio de 2009, 9:34  

Hola BigK (tú dirás lo que quieras, para mí siempre serás BigK :-P ).

Gracias por la cita (Eckhart Tolle). Es lo que tiene tu puntito friki.

Besos, guapo.

Me encanta verte por aquí.

Publicar un comentario

Mi mejor regalo, tus palabras.

Related Posts with Thumbnails

  © Blogger template Simple n' Sweet by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP