Un cuento

>>  jueves, 2 de julio de 2009


- Cierra los ojos.

Entonces me besaste los párpados. Y me acariciaste el pelo.
Yo pensé que era pequeña. Y me acurruqué en tu regazo. Mientras tú me cantabas, suave, y esperabas mi sueño.

- No, no quiero dormir. Sé que mi sueño me dejará sola. Y no quiero estar sola de ti.

Entonces me prometiste acariciarme toda la noche, toda la vida, dijiste, y los dos sabíamos que mentías.

- Creo que te equivocas.
- Por supuesto, dijiste, no puedo más que estar equivocado si te dejo.
- Porqué lo haces, entonces.
- Porque tú y yo sabemos que es lo mejor, amor.
- Yo no sé eso. Yo nunca podría saber eso.

Entonces me tomaste la cara entre tus manos. Entre las manos que me han amado tanto. Me acercaste a ti y me besaste.

- Te voy a querer siempre.

Y entonces lloraste. Yo besé tus lágrimas y pensé que sería el último sabor que tendría de ti.

15 comentarios :

Pintor ,  3 de julio de 2009, 0:44  

Con razon las enamoras a todas...(menos las ricas, cosa que es una putada) Que bonito chica, ya me gustaría a mi que palabras tan bonitas salieran del corazon de una mujer hacia mi.

LaEsperada 3 de julio de 2009, 1:01  

Sí que es bonito. Y triste también. Pero no se trata del corazón de una mujer.
Besos!

LaEsperada 3 de julio de 2009, 1:01  

Sí que es bonito. Y triste también. Pero no se trata del corazón de una mujer.
Besos!

LaEsperada 3 de julio de 2009, 1:02  
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
LaEsperada 3 de julio de 2009, 1:03  

Jajaja... se quedó pillao esto...

Candela 3 de julio de 2009, 7:31  

Gracias, Pintor.

Gracias, Esperada.

Pensé que quería contar un cuento en que los protagonistas fueran un hombre y una mujer.

Este cuento tiene una segunda parte, pero esa parte no la publicaré hasta el final del verano. Porque consiste en el relato erótico que le he mandado a Dulce para su concurso.

Besos a ambos.

Paulie ,  4 de julio de 2009, 12:14  

Me he encantado tu relato, sobre todo al sabor agridulce que deja el final, muy apto para melancólicas como yo...

Besos cielo.

sandra ,  5 de julio de 2009, 2:26  

extrañaba mandarte besos

:)

Emma 5 de julio de 2009, 16:42  

Hola Candela, llego a tí a través de Yenodeblog, y ha sido muy grata mi visita.
Con tu permiso te sigo para poder leer más de lo que escribes. Un saludo.

Fidji 5 de julio de 2009, 20:58  

Oh, que lindo cuento... y sí lo he vivido.

Un beso

Fidji

ZAYADITH HERNÁNDEZ 5 de julio de 2009, 21:03  

TRISTE PERO HERMOSISIMO...
BESITOS.

Candela 6 de julio de 2009, 0:17  

Emmá, Fidji, Zayadith, cuántos fantasmas nuevos!.

Besos a las tres y bienvenidas a vuestra casa.

Ha sido una grata sorpresa encontraros aquí.

Entusiasmada 7 de julio de 2009, 23:28  

Hola, llegue a aqui por el blog de bodydulce, este relato que pones, parece la descripción de las veces que he estado con aquel, en mi mundo virtual lo conocen como el muerto, es que hace un año se me murio, pero de vez en cuando regresa, esta vez regreso y como dices, cuando me hablaba bonito, los dos sabiamos que mentia.

Candela 8 de julio de 2009, 20:39  

Bienvenida, Entusiasmada.

Espero que ese chico no esté muerto de verdad. A mí me daría un poco de palo que regresase alguien muerto de verdad. En fín, tú pareces llevarlo bien.

Besos, guapa.

Publicar un comentario

Mi mejor regalo, tus palabras.

Related Posts with Thumbnails

  © Blogger template Simple n' Sweet by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP