Fuera de lugar

>>  miércoles, 16 de febrero de 2011




Queridos fantasmas. Hoy utilizo este foro como denuncia.

He ido al hotel Meliá, el spa, en Sevilla (calle Dr Pedro de Castro), y, lo que podía haber sido una experiencia bonita, se ha convertido en una bastante desagradable.

El problema estuvo en los masajes. A mí me dio mi masaje una chica. Encantadora. A mi amiga, un chico.

Al terminar, voy a por mi amiga y me pregunta:

-Oye, a ti te han apretado las tetas?
- Ni de coña. Me han dado muchos masajes y nunca en la vida me han apretado las tetas.
- Y te han subido por las piernas, por detrás, hasta tocarte los labios de la vagina?
- Mira, no.
-Y te han cogido la braguita y la han subido y movido de delante a atrás?
-Oye, a mi todo eso no me suena a masaje. Me suena a alguna otra cosa.

Hablamos con la encargada, que decía que, cómo era que mi amiga no dijo nada si estaba incómoda. Ante eso, dos respuestas:

1. Lo estaba diciendo en ese momento.
2. Culpabilizar a la víctima es una forma bastante sucia de intentar limpiar algo.

En fin, queridos, no hicimos hoja de reclamaciones ni denuncia porque mi amiga no tenía humor ni ganas de meterse en problemas.

Mi única denuncia es esta. Si te apetece un masaje, eres mujer, y estás en Sevilla, no vayas al spa del Meliá, es posible que tengas la mala suerte de que te toque ese tipo. Y, desde luego, no recibirás lo que habías pagado, sino algo bastante distinto, y, bastante más desagradable.


Muchos besos, queridos fantasmas.

4 comentarios :

Javier Sanz 17 de febrero de 2011, 15:00  

Joder cómo se las gastas algunos masajistas... por llamarlos de alguna forma.

Un beso guapa

Mariola 17 de febrero de 2011, 23:07  

Uy, yo he ido a varios sitios, por la fibro, uno de ellos está creo en la calle Aguas, de Sevilla (creo que se llama así), y bueno, la verdad es que sólo había mujeres, al menos el día que fui yo, y los masajes muy bien. Los que me han dado anteriormente en rehabilitación por los dolores, mucho peor, porque las chicas tienen que dar o bien masajes o bien te ponen la luz roja o la electricidad... pues como la luz y la electricidad no les cansa, pues hacen todo lo posible para que los que van de masaje no vuelvan... a mí me afectaron la ciática y al levantarme de la camilla... ya me daba cuenta que clavaba el dedo demasiado en la parte izquierda arriba del culo... que hacía daño... y me decía que la dejara que ella sabía lo que tenía que hacer. Efectivamente!! me jodió la ciática!! lo comuniqué en recepción, no le dieron mucha importancia, y yo aún con la pierna tiesa con el dolor sin poderme mover... y como no hacían nada empecé a elevar el volumen... ayy, ayyyy, ayyyyyy, AYYYYYYYYYYYYYYYY!!! salió el rehabilitador, se lo dije, pero bueno, la cosa es que no volví, porque entendí que las chavalas no quieren hacer eso si pueden ponerte luz o electricidad y van a cobrar lo mismo sin cansarse...

Lo siento por tu amiga, desde luego ese tío es un cerdo, marrano, asqueroso y puerco, que debería hacerse 10 pajas antes de ir a trabajar, porque vaya tela...

Besito

Ana 18 de febrero de 2011, 17:44  

Nena,cuando sintió que el tipo se propasaba debió hacérselo saber. ¿Labios vaginales? quien me ha tocado allí es porque consentí el sexo. El tipo está fuera de orden pero así es, a tú amiga le disgustó quizás a otra no.
Deben presentar la queja y por escrito para que Don Juan aprovechado respete su trabajo.
De todo un poco, una vez en una de las bellisimas playas de mi pais el todo incluido incluyó un masaje y de bono el tipo que estaba buenísimo, parecía La Roca, nunca me han gustado los hombres muy musculosos pero este si, amable con una sonrisa franca y oliendo a trópico. Muy profesional me dijo lo que iba a hacer, los senos y las nalgas siempre los tuve cubiertos y nunca los tocó. El tipo sabía lo que hacía, esas manos y la presión justa. Si el masaje esta bien dado hay leves gemiditos sin ninguna diferencia con los sexuales. Ví como se turbó cuando me puse de frente pero hizo gala de control , da verguenza admitirlo pero la carne es carne no estoy segura que hubiera hecho yo si quita una de las toallas. El escenario preciso el tipo me gustaba parece que yo a él y encima tocándome y muy bien , coño, le subí el volumen a todo dar al reguetton para distraerme. Validó lo que estaba percibiendo en él el bulto en su pantalón. Ese trabajo yo lo regalo, fácil si la persona no te atrae pero si..sí. Al terminar me invitó a tomar algo después de su salida, pero yo iba acompañada, sino hubiera salido con él. Quiero decir es que depende.

Diamonique 28 de febrero de 2011, 9:02  

Me siento muy identificada con tu amiga. A mí me pasó algo parecido en una ocasión y como bien dices me parece increíble pero me daba vergüenza ir a poner una reclamación porque sabía que me contestarían exactamente lo que le contestaron a tu amiga.

En el momento en el que te está dando el masaje es difícil decir nada porque ( a mí no me llegó a tocar los labios de la vagina) pero sí los pechos pero como era la primera vez que iba pensaba que podía ser normal y no quería parecer una cateta.

En fin que gracias a tu comentario si alguna vez me vuelve a suceder me sentiré con fuerza para poner una reclamación.

Un beso muy fuerte

Publicar un comentario en la entrada

Mi mejor regalo, tus palabras.

Related Posts with Thumbnails

  © Blogger template Simple n' Sweet by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP